Castaño singular

 

 

 

 

LA ENCANTADA

Vista de la entrada a la Encantada

 

Entrada a la cueva La Encantada.

A la Encantada accedemos tras haber pasado por delante de la Cuevona, subiendo una pequeña cuesta que, actualmente se halla adecentada y protegida por una barandilla de troncos de madera.

Esta es una de las galerías más singulares de la Zona dado que a su llegada nos sorprende por una luminosidad extraña que se produce por la entrada de luz desde un gran agujero en la parte superior, cuando tras superar un pequeño pero incómodo, y polvoriento desnivel, llegamos a un punto en que se aprecia dos túneles que se bifurcan a izquierda y derecha, además de observar una hendidura en la que se aprecian restos de otra gran galería.

Podemos acceder al interior de las galerías que se bifurcan hasta la finalización de éstas desde donde observaremos, en especial desde la de la izquierda un hermoso paisaje.

 

Vista desde el final de la galería
Visitantes asomadas al final de la galería
Cueva de La Encantada
Camino hasta la entrada
Entrada de La Encantada
Interior de la Encantada
Vista desde el final de una galería
Entrada a la Encantada
Hueco superior
Galería
Final de otra galería
Otra vista de la entrada
Final de una galería

Distintas vistas a detalle de la Encantada.

 
 
 

 


 
     
     
 

lagosumido.com 2008

lagosumido1@gmail.com